La seguridad digital es una de las mayores preocupaciones a las que se enfrentan tanto instituciones públicas como empresas privadas. Además de trabajar para garantizar la seguridad y reforzar la confianza de sus usuarios digitales, también debe protegerse la gran cantidad de información que manejanNo debe olvidarse que tanto datos como información son el activo más importante para cualquier empresa por lo que tomar medidas para la seguridad está cada vez más presente, como puede ser la necesidad de autenticación a través de certificados. 

Seguridad digital: gestiones online con certificado digital

Es indispensable que cualquier tipo de empresa establezca una serie de protocolos y medidas que busquen reforzar la seguridadPero, por supuesto, la primera medida a tomar es la de trasladar a sus empleados la importancia de la ciberseguridad y formarles en diferentes procesos para que el trabajo se realice de forma segura, tanto en el puesto de trabajo de la oficina como en una posible movilidad del empleado. Un ejemplo de ello sería la de trabajar en una red VPN.  

Afortunadamente, existen diferentes herramientas y procesos que pueden ayudar a la hora de realizar gestiones online sin ver disminuida la seguridad digital tanto en un puesto físico como teniendo en cuenta la casuística de las diferentes opciones de trabajo. 

Un ejemplo de ello son los certificados digitales que permiten la realización de diferentes gestiones online así como la posibilidad de firmar digitalmente de forma segura. 

Gestiones online  

Para poder realizar sus gestiones habituales, el trabajador debe contar con herramientas que le permitan hacerlo y que cumplan unas medidas de seguridad digital apropiadas. 

Habitualmente deben llevarse a cabo gestiones online con diversas instituciones como la Agencia Tributaria, Seguridad Social, Registro Mercantil o entidades bancarias, entre otrasLabores para las que es necesario disponer de un certificado digital y, de esta forma, poder llevarlas a cabo con plena seguridad 

Son diversas las gestiones online que requieren un certificado. Como puede ser desde el Departamento de Recursos Humanos para la contratación de personal o desde el Departamento Financiero para  poder gestionar y pagar impuestos, presentar licitaciones o presupuestos, entre otras. Además de su importancia la hora de la autenticación, poder acceder a información interna confidencial y firmar documentos digitalmente. 

De igual forma, debe tenerse en cuenta la movilidad del empleado para que, en caso de trabajar fuera de la oficina, pueda continuar realizando estas gestiones online sin ver puesto en riesgo la seguridad del certificado ni el desarrollo habitual de las gestiones. 

Movilidad del certificado digital  

Si no se posee una herramienta específica para la gestión de los certificados digitalesla única forma en la que el departamento de sistemas puede solucionar la movilidad del certificado es realizando una copia de éste en cada uno de los ordenadores de los usuarios en los que sea requerido.  

Esto supone un alto riesgo para la compañía, ya que no se dispone de un control sobre quién y para qué trámites se han utilizado los certificados. 

En otras ocasiones,  hay empresas que optan por tener cierto control del certificado en lugar de tener movilidadTodos los certificados son instalados en un único dispositivo, de esta forma tienen un control manual de quién tiene acceso a su uso. Sin embargo, la compañía continúa sin controlar para qué gestiones y en qué organismos han sido utilizados.   

Sin dudamedidas poco operativas y que ponen en juego la seguridad digital. 

Con Redtrust no hay que renunciar ni a la seguridad ni a la movilidad, ya que los certificados no se encuentran instalados en los equipos de la empresa y en todo momento existe un control del uso de los mismos.  

Certificado centralizado  

A través de la plataforma de Redtrust todos los certificados digitales se ubican en un repositorio único, controlado y seguro.  

Lejos de tener que pasar por un proceso complejo en el que el departamento de IT deba instalar certificados en diferentes ordenadores,  su implementación es muy sencilla.

Por otra parte, en el caso de que hubiese un problema técnico en el ordenador, no sería necesario realizar una nueva copia del certificado, ya que se encuentra centralizado y no está almacenado en el dispositivo del usuario.  

Otra de las grandes ventajas está en que los responsables tienen el control de los certificados en todo momento, gracias a que desde Redtrust se crean políticas de uso para definir quién, dónde, cuándo y para qué se utilizan los certificados. Además, queda un registro de todas estas acciones. 

Por tanto, la seguridad digital no debe quedarse atrás a la hora de buscar la movilidad del certificado. Gracias a la centralización de los certificados digitales es posible realizar gestiones online sin ver descuidada su seguridad. 

Share This